Save Preloader image

0%

http://entrecomillasdigital.com/wp-content/uploads/2020/08/rishabh-sharma-R-js25Pv1LQ-unsplash-1.jpg

Diario Informativo

El medio digital juvenil
más importante e influyente del país.

Yo tengo otros datos

By Entre Comillas
20

por Rodrigo de la Peña

El presidente, Andrés Manuel López Obrador, anunció el lunes 17 de agosto durante su conferencia de prensa matutina, que dentro de quince días dará a conocer su plan de reactivación económica. Dicho plan continuará con las bases que, según el mandatario, estaban dando resultados positivos antes de la pandemia. Que el presidente mencione el éxito de sus proyectos y decisiones antes de la pandemia, una realidad alterna, no es sorpresa alguna lleva todo su mandato con cifras distintas a las reportadas por las instituciones y organizaciones. Para constatar esto podemos analizar lo planteado por el presidente y lo sucedido con cifras (fácticas) en los ámbitos de economía y seguridad.

        En el ámbito económico, el Presidente pronosticó que el Producto Interno Bruto (PIB) crecería por lo menos un 2% los primeros años y al final de su sexenio alcanzaría un crecimiento del 4%. La realidad fue otra. Durante su primer año, el crecimiento a nivel técnico fue de 0.01% contando los gastos por depreciación. ¿Esto qué quiere decir? Básicamente, el PIB no creció. Este problema, el cual veníamos arrastrando previo a la pandemia ocasionada por el  COVID-19, solo empeoró con el cese de actividades.

La epidemia global afectó en una escala mundial: muchas economías entraron en recesión, pero no todos los países actuaron igual. Por un lado, la mayoría de los gobiernos  apoyaron a las empresas, (LatinUS, 2020) concedieron prestamos, cancelaron o retrasaron el cobro de impuestos y buscaron formas de ayudar a las msimas durante la crisis sanitaria y el cese de actividades no esenciales. Estos gobiernos actuaron no con un fin económico, sino con un fin humano: mantener la mayor cantidad de empleos y con eso la seguridad económica durante la pandemia. Sin embargo, en México sucedió lo contrario. El gobierno se quedó de brazos cruzados y el Presidente asumió que las empresas mexicanas eran sociedades multimillonarias que tenían reservas suficientes para hacer frente a la pandemia por su cuenta. No obstante, la realidad es que el 95% de las empresas en México, son micro: pequeñas y medianas empresas que sin la ayuda del gobierno se vieron en situaciones complicadas. La cifra de desempleo en el sector formal es de más de dos millones. Por otra parte, en cuanto a los empleos informales, sólo se puede estimar que se trata de una pérdida tres veces mayor. (Forbes, 2020).

La realidad es que económicamente no estábamos bien, incluso si el Presidente insista que hay otras cifra. Hoy estamos enfrentando la peor crisis económica que el país ha visto. Sin embargo, el Presidente afirma que la recuperación será rápida y que este desplome tendrá forma de “v”, es decir, que la recuperación económica tendrá una velocidad y magnitud igual que el desplome económico. Por otro lado, expertos del banco Base y otras firmas aseguran que recuperar nuestro nivel no será posible hasta 2030 (Imagen, 2020).

       Enfrentarnos a la crisis económica sin duda será un reto para el gobierno actual. Este desafío podrá marcar el rumbo de las elecciones de 2023 y 2026, pero en el país existe una crisis aún peor, una que nuestro Mandatario dice haber heredado de la mafia del poder. Con ello me refiero a la crisis de seguridad. Durante su campaña, el Presidente dijo que, de ser electo, la inseguridad se terminaría. Acto seguido, amenazó a los criminales de acusarlos con sus madres, y finalmente, durante los primeros meses de la pandemia, López Obrador pidió a las bandas delictivas que “le bajarán” pues, aparentemente, ellas no estaban en cuarentena.

         Durante 2020 hemos visto que el número de asesinatos, robos, y asaltos van al alza. Además, hoy en día, los grupos delictivos han mostrado su poder en contra del poder del gobierno; por un lado, un reportaje de la BBC mostró que los cárteles estaban ocupando el vacío de poder creado por el Estado. Estos grupos se dedicaron a repartir despensas y apoyar a los más necesitados en estos tiempos difíciles durante la pandemia. Por otra parte, el atentado en la Ciudad de México en contra del Jefe de Seguridad capitalina, los enfrentamientos en Guanajuato y la demostración de poder que han dado los grupos criminales, demuestran que la política de seguridad no está funcionando (Indice de paz, 2020).

         Esta parte en la historia de nuestro país será determinante para su futuro. Hoy, el contrato social mexicano se encuentra al borde de la destrucción. Un claro ejemplo fue el evento sucedido en la combi hace unas semanas, donde unos pasajeros se resistieron a ser asaltados y posteriormente procedieron a golpear y herir al asaltante. Hemos llegado a un punto en donde las instituciones ya no son creíbles, en donde la gente ya no confía. La realidad no es otra, incluso si un mandatario dice que él tiene otros datos o que las instituciones están sesgadas. Hoy en día ya no son sólo cifras, estamos hablando de vidas, trabajos, amigos, padres y hermanos los que están  desaparecidos. Pero no se moleste en preguntarle al Sr. Presidente qué es lo que se está haciendo al respecto, ya que él tiene otros datos.

Monroy, M. (julio 19,2020). ¿Hasta cuándo se recuperará la economía de México?  Esto dicen los especialistas. Recuperado de: https://www.dineroenimagen.com/economia/hasta-cuando-se-recuperara-la-economia-de-mexico-esto-dicen-los-especialistas/124901

Mexico Peace Index. (n.d.). Recuperado de: https://www.indicedepazmexico.org/

Staff, F. (junio 3, 2020). Desempleo en México alcanza a casi 25% de la población: Heath. Recuperado de:https://www.forbes.com.mx/economia-desempleo-mexico-casi-25-poblacion-heath/

Loret de Mola, C. (agosto18,2020). Latinus Originals: Loret Capítulo 10. Recuperado de:https://latinus.us/2020/08/06/latinus-originals-loret-capitulo-10-violencia-cortes-chiapas/

Add Comment